YOGUR NATURAL CON YOGURTERA

YOGUR NATURAL

 

 

¡Cuantas cosas hay que no apreciamos hasta que las hemos probado! Hace ya un tiempo que llevo con el gusanillo de empezar a elaborar los  yogures de forma casera, siempre estoy dándole vueltas a que en casa consumimos mucho yogur y que los comprados llevan muchos conservantes y estabilizantes. Haciéndolos  en nuestro hogar siempre obtenemos ciertos beneficios. Esta claro que no siempre vamos a tener yogures caseros en la nevera, pero elaborándolos de vez en cuando si que reducimos en consideración todos los que cogemos en el supermercado. 

Si tenía dudas, deje de tenerlas. Este año por el día de la madre me hija me regalo una bonita yogurtera, y ¡Bendito regalo! Ya la he utilizado varias veces y estoy encantada. Pensé que daría algo de trabajo y todo lo contrario. La mezcla para rellenar los botes se obtiene enseguida, es la yogurtera la que luego se encarga de cuajar todo durante varias horas, pero dejándola programada ¡Nos despreocupamos!

Elaborar yogur es muy muy sencillo. Se puede hacer de varias maneras, con olla, al horno, con yogurtera… pero sin duda la mas fácil es utilizar la yogurtera. Con ella nos aseguramos una temperatura constante y una vez programada nos podemos olvidar. Así que si tenéis una yogurtera o os animáis a adquirirla aquí os muestro de forma muy sencilla como elaborarlos. 

Antes de pasar a la receta os voy a puntualizar unos sencillos consejos:

  • La elección de la leche es muy importante. Podemos utilizar leche de vaca, de cabra o de oveja. Lo ideal es utilizar la leche fresca pasteurizada, ya sea entera, semidesnatada o desnatada. Hoy en día tenemos la suerte de que podemos encontrarla en la nevera de prácticamente todos los supermercados. 
  • A la hora de hacer la mezcla de la leche, ya sea manual o con la thermomix, es importante no excedernos nunca de los 50º. Si nos pasáramos de temperatura podríamos matar las bacterias del yogur, que son las que deben extenderse para cuajar toda la mezcla. Con la thermomix no hay problema porque podemos marcar la temperatura deseada, pero si lo hacemos de forma tradicional es bueno tener a mano un termómetro de cocina. 
  • Para elaborar los yogures siempre debemos de partir de un yogur inicial. Puede ser comprado (debe de tener bacterias vivas) o bien podemos reutilizar uno de los que hemos obtenido. Si vamos a usar de los caseros podemos utilizarlos hasta cinco generaciones, luego volveremos a partir de uno comprado. 
  • Por último remarcar que podemos elaborarlos con muchas variantes. Jugaremos con el tipo de leche en función de las calorías que deseemos obtener. A la hora de ornamentarlos (si nos apetece) hay muchas maneras. Podemos poner una base de mermelada, fruta, frutos secos, mezclar fruta en la leche, decorar posteriormente la superficie con granola, arándanos, frutos secos, fruta, etc. Lo que mas nos apetezca y siempre en función de lo que tengamos por casa. 

 

INGREDIENTES

Para 6-8 unidades.

  • 1 l de leche ( fresca pasteurizada, entera o semidesnatada).
  • 1 yogur natural.
  • Mermelada, trozos de fruta, granola, frutos secos… (opcional).

 

 

DE FORMA TRADICIONAL

Elaborar los yogures naturales es pan comido. Solo tenemos que calentar un poco la mezcla de leche y yogur, rellenar todos los envases y dejar que la yogurtera haga su trabajo. Al día siguiente podemos disfrutar de estos yogures con las variantes que mas nos gusten. 

ELABORACION

  1. Comenzamos introduciendo en una olla, pota  o cacerola toda la leche. La ponemos a calentar hasta que alcance unos 45º de temperatura. Para ello es bueno utilizar un termómetro de cocina. No debemos de excedernos de los 50º porque a partir de esa temperatura podemos matar las bacterias del yogur que son las que deben extenderse por toda la leche para cuajarla. 
  2. En el momento en que alcance los 45º apagamos el fuego, introducimos el yogur dentro y revolvemos hasta que quede bien mezclado sin grumos. 
  3. Ahora que tenemos la mezcla vamos a rellenar los botes. Si nos apetece podemos poner una base de mermelada como podéis ver en la foto. En este caso aproveche que tenía  mermelada de pera casera por la nevera y me vino al dedo, pero vale cualquier tipo de mermelada. Si los preferís mas light echamos solo la mezcla. También se puede utilizar frutos secos de base, mezclar trocitos de fruta en la leche… lo que mas nos apetezca.
  4. Rellenamos los botes con la mezcla pero no hasta arriba del todo. Dejamos un poquitín libre. Ponemos las tapas, los cerramos y los introducimos en la yogurtera con la tapa puesta.  
  5. Leemos las instrucciones de la yogurtera y la programamos las horas adecuadas. En mi yogurtera por ejemplo si utilizo la leche fresca entera en 6-8 horas estarían listos. Si utilizo desnatada o semidesnatada habría que programar 8-10 horas.
  6. Una vez que la maquina termina podemos decorar la superficie con granola, frutos secos, arándanos, trocitos de fruta… al gusto de cada uno. Introducimos los tarros en nevera, dejamos que enfríen un poco y ya los tenemos listos para degustar. 

 

CON THERMOMIX

Con la ayuda de la thermomix vamos a obtener la mezcla en tan solo 6 minutos. Después ya solo tenemos que rellenar los vasos y dejar paso a la yogurtera que se encargará de cuajarlo todo.

ELABORACION

  1. Introducimos toda leche y el yogur dentro de la thermomix y mezclamos 10 segundos en velocidad 3.
  2. Programamos la maquina 5 minutos a 50º en velocidad 1.
  3. Ahora que tenemos la mezcla procedemos a rellenar los botes. Si nos apetece podemos poner una base de mermelada. En mi caso utilice mermelada de pera casera que tenia por la nevera, pero podéis utilizar la que mas os guste. También se puede poner una base de frutos secos, o  bien mezclar trozos de fruta en la leche, tenemos muchas opciones. Si lo queremos como el yogur natural de toda la vida vertemos la mezcla sin mas. Una vez que los rellenamos procuramos no hacerlo hasta arriba del todo, que quede un poco libre. 
  4. Cerramos los botes con las tapas y los introducimos en la yogurtera. Cerramos la yogurtera y la programamos el tiempo estimado según las instrucciones de cada una. En la mía por ejemplo si utilizo leche entera en 6-8 horas estaría todo listo, si es desnatada o semidesnatada se necesitarían 8-10 horas. 
  5. Una vez transcurrido el tiempo programado sacamos los yogures de la yogurtera y los decoramos por la superficie si nos apetece con granola, frutos secos, arándanos, fruta… Después los llevamos a la nevera y dejamos que enfríen un poco. Así de fácil y sencillo tenemos nuestros yogures caseros para disfrutarlos con un montón de variantes. 

 

Si os ha gustado la receta y os apetece, podéis seguirme  en mis otras redes sociales:

https://www.instagram.com/almudenaalvarezperez/

 https://www.facebook.com/midulcepecado4/

image_pdfDESCARGAimage_printIMPRIMIR
PARA COMPARTIR